Cargando Cargando...

Calma total

David Stern y Derek Fisher./ Getty Images

A finales de la década de los ochenta, se estrenó una película con ese título tan relajante. Dos palabras que parecían proporcionar al espectador un film suave y casi anestésico con el mar como el escenario principal. Una pareja decidía navegar y disfrutar de unas vacaciones diferentes y sosegadas. La primera parte de la película era una escena continua de amor en un barco. Pero esa “calma total” desaparecía al aparecer un naufrago que más que pedir auxilio buscaba jaleo.

Pues así estamos con la NBA. Nos encontramos en esa calma total. De momento, somos la pareja que vive tranquila, sin noticias de ningún lado. Todo sosegado. El hermetismo que rodea ahora al proceso judicial y no judicial es absoluto. La ya asociación de jugadores ha retirado una de las dos demandas antimonopolio como un gesto de buena voluntad y para centrarse en la de Minnesota. También para solicitar un acuerdo anterior al juicio que salve la temporada.

No sabemos cómo respiran los propietarios ante este gesto. Tampoco sabemos nada de la reunión que tuvieron por videoconferencia para trazar su nueva línea de negociación. Calma total en ambos lados.

Ahora sí, el papel del naufrago que aparece y lo pone todo patas arriba no sabemos si es el juez que rija el proceso, los abogados de la patronal, Stern o la virgen del balón Spalding. A nosotros, espectadores nerviosos de esta película, nos toca seguir esperando y usar la paciencia como herramienta vital. La tormenta se va a desatar sin avisar y sin que sepamos cuándo ni cómo va a acabar. Poco se va a conocer al respecto de posibles/probables citas de negociación entre abogados. Como en “La ley de Los Ángeles“, trajeados sentados serán los que terminen la batalla. Serán los que azoten el mar y pasemos de esa calma total a una tormenta. Cuando las aguas se muevan será para decirnos si tenemos o no temporada. Pero hasta ese momento, calma tensa.

@ICano14

  Compartir en Facebook
Fecha | 24.11.2011 08:31

Recomendamos