Cargando Cargando...

El impacto de Marc Gasol

Marc Gasol./ Getty Images

Tras la salida turbulenta de Lionel Hollins del banquillo de Memphis Grizzlies el pasado verano, el equipo de Tennessee ha ido dando tumbos a lo largo de la presente temporada. Las diferencias entre Hollins y John Hollinger, el general manager, provocaron la marcha de un técnico que había conseguido el mayor éxito de la franquicia: disputar las Finales de la Conferencia Oeste ante San Antonio Spurs. El cambio de entrenador lo notó el equipo, que,  a pesar de mantener la columna vertebral del año pasado, no terminó de acoplarse a los nuevos sistemas de David Joerger. El inicio de curso dejaba muchas dudas: 7-5.

El drama aumentó con las lesiones de Zach Randolph y, sobre todo, el esguince de rodilla de Marc Gasol en un partido ante San Antonio, que mantendría al jugador español dos meses fuera de las canchas. Con Gasol en el dique seco (10-13 en 23 partidos), el balance ya era negativo: 17-18. Un registro inviable para jugar los playoffs en la Conferencia Oeste. El experimento de Kostas Koufos era otra película. Memphis, sin embargo, encontró una aportación inesperada durante el mes de diciembre en la figura de John Leuer. El reserva promedió 11.6 puntos este mes, siendo la referencia anotadora del equipo desde el banco.

El regreso de Gasol ha cambiado la dinámica de la franquicia. Desde su vuelta, el balance de Memphis es un espectacular 9-1, basado en la mejora defensiva del equipo con la presencia del pívot español. Memphis sólo ha recibido 86.7 puntos de promedio en estos últimos partidos, en detrimento de los más de 96 que encajaba de media con anterioridad. Pero no solo es su capacidad para influir en los tiros rivales, sino su facilidad para asistir a sus compañeros desde el centro de la zona. Además, en esta racha, han sumado victorias de mérito ante Oklahoma City Thunder, Houston Rockets (en dos ocasiones) y Portland Trail Blazers.

En esta mejora también está siendo fundamental el papel de James Johnson. Repescado de la D-League, Johnson es un portento físico con una capacidad de salto impresionante. Su aportación en el rebote y la intimidación (1.5 tapones) ha sido muy importante debido a la baja de Tony Allen. A pesar de todos estos condicionantes por las lesiones, Memphis va a pelear hasta el final de la regular season por un puesto en playoffs. Es la única alternativa real para superar a unos irregulares Dallas Mavericks o, si bajan el ritmo, a los sorprendentes Phoenix Suns.

@zinexine

  Compartir en Facebook
Fecha | 03.02.2014 08:22

Recomendamos