Cargando Cargando...

No te vayas nunca, Kobe Bryant

Kobe Bryant./ Getty Images

Domingo 9 de diciembre. Staples Center, Los Angeles (California). Un tipo de 35 años y 1.98 metros de altura se viste de corto, sale a la cancha y empieza a tirar a canasta. En su cara la misma expresión que en los últimos 15 años. En su mente recuerdos, sentimientos, intenciones… y el hombre con el #24 a la espalda se mantiene serio. Casi sin apenas darse cuenta, una voz por megafonía le presenta. Y ahí está: el hombre camina por la pista y el público ruge porque ha vuelto su leyenda. Sí, señores, ha vuelto Kobe Bryant.

Atrás quedan casi ocho meses de la fatídica lesión que le mantuvo fuera de la competición. Su tendón se encuentra fuerte, y sólo queda coger ritmo de competición y volver a ser lo más parecido al jugador que fue. Su rival es Toronto Raptors, equipo al que llegó a meterle 81 puntos en tiempos mejores. ¿Sus compañeros? Su gran amigo Pau Gasol y un grupo de chicos jóvenes e inexpertos con ganas de dar guerra. Pero no fue el regreso esperado para ‘la Mamba’.

Los Lakers cayeron en un partido en el que fueron por debajo de principio a fin, y Kobe no recordó al mejor Kobe. El entrenador Mike D’Antoni programaba no más de 20 minutos para el Philadelphia. Bryant sin embargo disputó 28, aportanto 9 puntos, 8 rebotes y 4 asistencias, teniendo como punto negativo 8 pérdidas de balón.

El propio jugador fue el primero en ponerse pegas a sí mismo. “Mi ritmo está totalmente fuera de sincronización, me pongo un suspenso”, comentó un autocrítico Kobe. Para mí, demasiado autocrítico. Es cierto que no fue el jugador al que nos tiene acostumbrados, y eso puede provocar recelo en algunos aficionados, pero no hay que dejar de tener en cuenta que Kobe Bryant es humano. Apartemos de nuestra mente a ese chico que anotó dos tiros libres con el talón de Aquiles roto y comprenderemos la situación. El escolta lleva mucho tiempo fuera de la competición, y debe alcanzar el ritmo y los hábitos que nos cuesta creer que ha perdido.

Por lo demás, sigue siendo con mayúsculas Kobe Bryant. Casi 17 años como una de las figuras más importantes de la actualidad deportiva no pasan desapercibidos. Avanzarán los años y seguirá hablándose de Kobe Bryant. Y es que, desde la era de Michael Jordan, nadie ha revolucionado más al mundo del baloncesto.

La NBA y el baloncesto te necesitan, Kobe. Medio mundo se paralizó ese domingo delante de una pantalla sólo para ver a un tipo volver a jugar un partido de baloncesto. Algo tan sencillo como eso unió a millones de personas con un mismo fin: verte jugar. Por favor, no te vayas nunca más, Kobe Bryant.

@SergioBR10

Consulta los partidos de tu equipo: Calendario de los Los Angeles Lakers

Continúa la conversación: Foro de los Los Angeles Lakers

  Compartir en Facebook
Fecha | 09.12.2013 18:24

Recomendamos