Cargando Cargando...

¿Reyes de Nueva York?

Amar'e Stoudemire y Kevin Garnett./ Getty Images

Desde la llegada de los Brooklyn Nets a la ciudad de New York, la rivalidad entre los dos equipos de la Gran Manzana ha sido un tema de conversación muy recurrente entre los aficionados. La temporada pasada fue la primera en la que se pudo comparar el nivel de ambos equipos, pero no se pudieron sacar grandes conclusiones. De hecho, se enfrentaron cuatro veces en la temporada 2012-13 y el balance fue de 2-2.

Tras el primer año de aclimatación de la nueva franquicia de Brooklyn llegaba el verano, y con él los traspasos. Después del fracaso del proyecto de Los Angeles Lakers, los equipos con quintetos titulares galácticos no ilusionan tanto, y más aún si el encargado de dirigirlos, estaba jugando en las canchas de New York cinco meses antes. Quizá este sea un problema bastante extendido dentro del círculo de la NBA, y es que, que una persona tenga experiencia como jugador, no significa que la tenga como entrenador, o como directivo. Por otro lado, las lesiones no han remado a favor del éxito del equipo, pero esa no está siendo la razón del mal comienzo de temporada. Como en todo, después de un cambio hay un periodo de adaptación, el problema es que en este equipo hay demasiada gente adaptándose a la vez.

Hablando de esta forma de Brooklyn Nets, lo lógico sería pensar que el ‘rey de Nueva York’ es New York Knicks, pero no es así. De hecho, son el segundo peor equipo de la Conferencia Este con un balance que asusta de 9 victorias y 21 derrotas. Si analizamos la plantilla del equipo, salta a la vista que el problema no reside ahí. Para encontrarlo hay que rebuscar más a fondo, más concretamente, en las relaciones entre los jugadores y su sentimiento de equipo y compañerismo. “Un jugador gana partidos, un equipo gana campeonatos” un tópico muy utilizado, pero no puede ser más cierto. El recurso de dar el balón a Carmelo Anthony en ataque, en algunos partidos, parece la única opción. Mucha individualidad, poco juego en equipo, muchos tiros forzados, y demasiada responsabilidad sobre un solo jugador, cuando hay muchos otros capaces de soportarla igual que él. Ahí es donde se encuentra el fallo en este conjunto que, por plantilla, debería estar en los primeros puestos de la Conferencia Este.

En definitiva, estos dos equipos han puesto fácil el debate de ‘el rey de Nueva York’ reduciéndose la respuesta a: ni uno, ni el otro.

@jsaenzdetejada

Consulta los partidos de tu equipo: Calendario de los Brooklyn Nets

Continúa la conversación: Foro de los Brooklyn Nets

Consulta los partidos de tu equipo: Calendario de los New York Knicks

Continúa la conversación: Foro de los New York Knicks

  Compartir en Facebook
Fecha | 01.01.2014 20:41

Recomendamos