Cargando Cargando...

Derrick Rose: Los sueños hechos realidad

Espectacular mate de Derrick Rose./ Getty

Dice la teoría defensiva del baloncesto que no debes perder nunca de vista el balón, tu hombre y tu entorno. Mil ojos. Pero el balón es lo primero. No entrar nunca en las fintas, crossover y demás amagos. Sólo la pelota. Sin embargo, ante él te da igual. Tu par y el balón desaparecen en medio segundo; ya puedes haber puesto mil ojos sólo en el individuo y en la bola naranja. No es suficiente. No sirve. Ante Derrick Rose, no.

El “1” de los Bulls ha llegado a la NBA para dominar. En sus tres temporadas ha dado los pasos necesarios para sentarse en ese trono. Es su objetivo y es su vida. Ser el mejor. Ganar.

El aterrizaje entre los mejores fue suave para él y y para el resto del mundo significó una sacudida brillante. Apuntaba cosas en la NCAA pero su inicio fue fulgurante y un hilo de esperanza para los fans de los Bulls. Un mesías para ellos. Y para la NBA porque su temporada rookie dejaba claro que él sería un pilar de la competición junto con Durant, Curry,etc. Stern se frotaba las manos pensando en lo que podría llegar con sus enfrentamientos. Para comprender completamente lo que Derrick Rose hizo siendo un rookie, simplemente hay que recordar su primer partido de Playoffs: el Garden de Boston, el Big Three y el papel de derrotados para los Bulls. Pues Rose ganó él solito a los Celtics como diciendo “he venido aquí para triunfar”. La serie no tuvo color Bulls pero la tarjeta de visita estaba presentada. Y era su primer año…

La segunda temporada sirvió para confirmar todo lo anterior aunque sufrió como todo su equipo. Le costó entender que las defensas ya le conocían y que debía evolucionar. Por eso, durante el verano se dedicó a trabajar su juego. Mejoró en todo pero aún así sufrió. El camino hasta el trono no es sencillo. Rose pudo seguir deslumbrando. Algunas de sus jugadas formaron parte de las mejores del año. Termina la temporada y dice que quiere ser campeón del mundo. Y lo logra. Rose es un tipo ambicioso que cumple sus sueños.

Ser MVP. Ser All Star. Luchar por el anillo. Quedarse a las puertas de las Finales. Mejorar porcentajes. Ser una amenaza de tres. Ser más fuerte e inteligente. Hacer crecer a mis compañeros. Ilusionar a una ciudad. Éstos podrían haber sido los objetivos de su tercera temporada. También son los logros de Rose en 9 meses de competición. Tremendo. Convertirse en el mejor jugador de la temporada regular cuando tienes en la misma liga a Kobe, Wade, Pierce, Lebron, Paul, Durant,etc… es espectacular. Y en su tercera temporada.

Derrick Rose no es velocidad. Tampoco es físico. Es mucho más. También es baloncesto puro NBA: cuerpo y mente brillantes para hacernos disfrutar. Será dominador si no lo es ya. Quiere triunfar y hacernos trasnochar. Le daremos ese gusto-

Accede aquí a la fotogalería con las mejores fotos de Derrick Rose.

Consulta los partidos de tu equipo: Calendario de los Chicago Bulls

Continúa la conversación: Foro de los Chicago Bulls

  Compartir en Facebook
Autor | Inaki-Cano
Fecha | 13.07.2011 12:00

Recomendamos