Cargando Cargando...

Jerry West

¿Cuáles fueron sus inicios?

Jerry Alan West nació en Chelyan (West Virginia) el 28 de mayo de 1938 como el quinto de los seis hijos de una familia humilde y trabajadora. Su infancia no fue sencilla y a su carácter introvertido se unió una salud frágil que le obligaba a mantenerse alejado de las prácticas deportivas de equipo. Por esta razón pasaba horas y horas tirando obsesivamente desde todas las posiciones posibles en la canasta de un vecino, sin preocuparse por la nieve, la lluvia o el frío. Durante sus años en el instituto East Bank, West se desarrolló físicamente y como jugador. Poco a poco se ganó el puesto de titular y en su último año (1956) guió al equipo al título estatal, siendo nombrado All-American y promediando más de 32 puntos por partido. La Universidad de West Virginia fue su siguiente destino. En sus cuatro años allí, West promedió más de 24 puntos, fue elegido dos veces All-American y llevó a los Mountaineers hasta la final de la NCAA de 1959, donde cayeron derrotados frente a la Universidad de California. Un año después, en 1960, West lideraría junto a Oscar Robertson a la selección estadounidense que consiguió el oro en los Juegos Olímpicos de Roma.

¿Quién fue en la NBA?

Justo antes de que la franquicia se mudara a Los Ángeles, los Minneapolis Lakers seleccionaron a West en la segunda posición del Draft de 1960 después de que los Cincinnati Royals eligieran a Robertson como número uno. El joven jugador se adaptó rápidamente a California y al equipo, donde Elgin Baylor lideraba el juego interior. Entre los dos llevaron a un equipo hasta entonces perdedor hasta la final de la Conferencia Oeste, donde fueron derrotados por los St. Louis Hawks en lo que suponía el final de la impactante primera temporada de West. Los Boston Celtics estaban a punto de convertirse en la gran pesadilla del base/escolta, evitando, final tras final, que el equipo angelino consiguiera el ansiado anillo. Hasta seis finales disputaría y perdería el equipo angelino en la década de los 60 –cinco frente a los Celtics y una contra los New York Knicks– para mayor desgracia de un Jerry West que se tenía que conformar sumando reconocimientos individuales gracias a su gran producción anotadora, como prueban sus 14 presencias en el All Star. Si algo caracterizó la carrera de West fue su capacidad de sobreponerse a las adversidades –hasta nueve veces le partieron la nariz– y crecerse en los momentos decisivos con promedios de anotación escandalosos en los Playoffs, como el que le valió para ser elegido el primer MVP de las Finales de 1969 pese a pertenecer al equipo derrotado. Ese mismo año Alan Siegel crearía el actual logo de la NBA basándose en una imagen de West botando elegantemente el balón. Desde 1971 hasta hoy, la silueta de West es la imagen más reconocible de la NBA.

En 1972, con 33 años y valorando ya una posible la retirada, West y sus Lakers firmarían una de las temporadas más memorables de la historia (81-16), encadenando 33 victorias consecutivas y derrotando con claridad en la final a los Knicks. La espera de los Lakers había terminado al fin gracias principalmente a la aportación del jugador de Chelyan y de otra leyenda incontestable como Wilt Chamberlain.

West aún jugaría y perdería una final más contra los Knics en 1973 antes de retirarse definitivamente un año después con 25.192 puntos acumulados en un total de 932 partidos. “Mr. Clutch”, como se le conocía por su capacidad para anotar canastas ganadoras en los últimos segundos y desde cualquier posición, había entrado por derecho propio en el club de los más grandes.

¿Dónde está ahora?

West regresó a los Lakers como entrenador en 1976 y permaneció en ese cargo durante tres temporadas en las que el equipo consiguió retornar a los Playoffs. Tras una etapa como ojeador, West se convirtió en manager general el equipo angelino en 1982, siendo pieza fundamental de los éxitos que en esa década acumularía el equipo con Magic Johnson como gran estrella y de la reconstrucción que devolvería la gloria a la franquicia en los 90 con Shaquille O’Neal y Kobe Bryant. En 2002 West asumiría un nuevo desafío al convertirse en presidente de operaciones de los Memphis Grizzlies. Miembro del Hall of Fame desde 1979 y considerado uno de los 50 mejores jugadores de la historia de la NBA, West ejerce actualmente como consultor externo de los Golden State Warriors.

  Compartir en Facebook
Fecha | 11.04.2012 11:28

Recomendamos