Brooklyn Nets

La resurrección de Shaun Livingston

el

Shaun Livingston./ Getty Images

26 de febrero de 2007. Los Angeles Clippers se enfrentaban a Charlotte Bobcats. Un partido como otro cualquiera de no ser por la terrible lesión que sufrió Shaun Livington. El entonces base de los Clippers se dislocó la rótula y la articulación de la tibia femoral, se rompió el ligamento cruzado anterior, el cruzado posterior y el menisco lateral, y sufrió un esquince de un ligamento lateral. En su tercera temporada en la NBA, Livingston estuvo a punto de convertirse en ex jugador con apenas 21 años. Su rodilla se hizo añicos y con ella muchas de las expectativas que se cernían sobre el #4 del Draft de 2004. Sin embargo, Livingston tenía un sueño. Soñó que la lesión no era más que una piedra en su camino, que machacaba de nuevo el aro sin miedo y que la afición coreaba su nombre. Años después, su sueño se ha hecho realidad. Las incógnitas sobre su recuperación hicieron que los Clippers le renovaran contrato y a partir de ahí Livingston pasó con más pena que gloria por siete equipos en cinco temporadas. Hasta que un buen día llegó a Brooklyn avalado por Jason Kidd.

No es fácil explicar lo que supone Livigston para los Nets si no ves sus partidos con asiduidad. Sus números no son de otro planeta y no es un jugador habitual de highlights ni de dobles dígitos, pero sería injusto quedarse ahí, ya que su impacto real es difícil de medir con números. No es casualidad que la mejora del equipo en enero llegara cuando él se afianzó como inicial. Es un base que puede jugar como escolta, hábil y atlético, difícil de comparar. Es un jugador diferente. Por su físico (2.01 de altura y 2.11 de envergadura), su visión de juego y su habilidad para saber qué hacer siempre, pero también por su capacidad de superación, sacrifico y esfuerzo. A veces da la impresión de que Livingston sabe qué va a pasar antes de que suceda. Vive en una constante anticipación, ve los espacios y sabe dónde van a estar las ayudas. Además es el líder de su equipo en robos. Y aunque no va este artículo de números ni estadísticas, hay una que le resume a la perfección: los titulares de los Nets tienen mejor balance +/- cuando él está en la cancha.

Livingston ya ha jugado esta temporada más minutos que en cualquier otra durante sus ocho años en la NBA. Firmó con los Nets por sólo un año, pero renovarle es la primera de sus prioridades. El base busca una franquicia donde asentarse y los aficionados de los Nets estarán más que encantados de que lo haga de Brooklyn. Tras un calvario que duró más de lo necesario, Shaun Livingston es de esos jugadores que merecen todo lo bueno que le pueda pasar.

Calendario basket4us
Clasificación basket4us


SPORTYOU