Golden State Warriors

Warriors, complementados por morfología

el

Golden State Warriors./ Getty Images

Golden State Warriors navega rumbo a la consecución del anillo sin que nada pueda frenarles y, mientras no choquen contra un iceberg, parece que el camino es el adecuado. Esa racha de victorias antes de Navidad y el reciente récord de Steve Kerr son hechos que lo constatan. Prestemos pues atención a ambas acciones.

Los Warriors consiguieron 16 victorias seguidas antes de llegar a la fecha mencionada. Una hazaña parecida sólo la han conseguido cuatro equipos anteriormente: New York Knicks (en 1969, con 18 victorias consecutivas), Milwaukee Bucks (en 1970, con 16). Los Angeles Lakers (1971, 27) y Boston Celtics (2008, 19). De estos cuatro equipos, en el año de sus respectivas rachas, sólo los Celtics no se hicieron con el anillo, a su pesar llegaron a las Finales de Conferencia. Asimismo, son rachas de 16 victorias consecutivas o más, las que forman este ranking, así que sólo falta saber dónde estarán los Warriors finalizados los playoffs.

La segunda gesta es el balance 30-5, jamás conseguido en la historia de la NBA por un entrenador rookie como es Steve Kerr. Ello tiene mucho mérito. Sin alejarnos de lo que a entrenadores se refiere, Kevin McHale dijo: “lo que necesitas hacer [para ganar la NBA] es jugar bien en abril y mayo. Eso es todo”. Y si recordamos ahora a Indiana Pacers el año pasado y su paupérrimo desenlace en los últimos partidos de Regular Season, se corrobora que al técnico de Houston Rockets no le falta razón. Los Pacers si chocaron contra un iceberg. Por supuesto, a los Warriors les queda todavía un largo camino de duro trabajo.

Los procesos de formación de palabras pertenecen a morfología de la lengua. El lexema lleva incorporado en sí mismo la significación de la palabra. Prefijos, interfijos, infijos y sufijos, se añaden a este para que surjan así nuevos significados. Cada elemento tiene su función y se encargan de distintas tareas. Eso sí, no es obligatorio que todas las palabras tengan siempre los cuatro elementos complementarios.

Si una palabra es el equivalente a un equipo, los elementos que lo forman son los jugadores. En este caso el símil a los Warriors es una palabra que necesita el máximo de complementos para funcionar. Tienen un roster con una larga rotación, en donde todos intervienen en el rendimiento. Martínez Celdrán, Doctor de Lingüística por la Universidad de Barcelona, afirma que los interfijos enlazan los morfemas que entran en la formación de palabras. Sentencia que extrapolamos al equipo. Si Stephen Curry y Klay Thompson actúan como lexema, y el resto de titulares como sufijo. La segunda unidad son interfijo e infijo, enlazando el talento del cinco inicial. Así que sólo el tiempo dirá si merecen suceder o no a San Antonio Spurs.

Calendario basket4us
Clasificación basket4us


SPORTYOU